Galette de brécol, bacon y gorgonzola

Hoy mi cocina ha viajado hasta Francia con una receta que he encontrado en uno de esos recetarios de ese país que pululan por mi biblioteca.  Galette viene significando “torta” en el idioma de Cervantes, y a lo largo de Francia existen varios tipos de recetas con este nombre. Están las galettes bretonas, que son crepes hechas con trigo sarraceno y rellenas de todo tipo de cosas dulces o saladas, a elección del comensal; también tienen la Galette de Rois, que es lo que aquí conocemos como el Roscón de Reyes, pero que ellos le dan formato de pastel; y luego estos pasteles hojaldrados como el que os traigo hoy.

Lo honrado por mi parte hubiese sido trabajarme la receta hasta lo más profundo de sus entrañas y amasar el hojaldre como se merece. Pero aquí la menda ha hecho la galette porque tenía unas láminas de hojaldre en su congelador con la alarma de “peligro de extinción”. Vamos, que de tanto esperar por mí se iban a caducar las pobres. Y además, el día que aprenda a hacer hojaldre tiene que dar como resultado unos croissants en condiciones, de esos para mojar en leche llenitos de mantequilla y mermelada… (Nota mental: Querida Travi, si sigues igual de golosa, por mucho que te deslomes en el gimnasio, no conseguirás mantener la línea, hija mía….)

Galette

INGREDIENTES:

– 1 lámina de hojaldre preparada de aprox. 250 gr.

– 225 gr de brécol

– 125 gr de bacon en tiras

– 100 gr de queso gorgonzola

– 1 cebolla roja pequeña cortada en juliana

– 20 gr de piñones

– Pimienta (puede ser 5 bayas o negra, yo utilizo la 5 bayas porque me resulta más suave)

– Aceite de Oliva

PREPARACIÓN:

1. Precalentamos el horno a 200ºC. Disponemos la masa sobre una fuente de horno colocada en posición invertida. Es mejor que pongáis entre la fuente y la masa una hoja de papel de horno, para evitar que se nos pegue. Con un cuchillo, hacemos un corte a aprox. 1 cm. del borde de la masa, pero sin cortar del todo. Simplemente se tata de dibujar un cuadrado de superficie más pequeña que la masa, como si fuese el marco de un cuadro.

2. Tostamos los piñones en una sartén. No hace falta añadir nada, sólo calentar la sartén, echar los piñones y mover la sartén para que los piñones se vayan tostando por todos lados.

3. Ponemos a cocer nuestras ramas de brécol en agua hirviendo con sal, durante unos 5 minutos. Es importante que no os paséis demasiado en el tiempo de cocción, ya que lo que queremos es que queden tiernos, pero que no se deshagan.

4. Mientras se cuece el brécol, ponemos a calentar en una sartén un chorrillo de aceite de oliva y añadimos la cebolla cortada en juliana fina. Rehogamos y dejamos que se dore a fuego medio durante 2-3 minutos.

5. Después añadimos el bacon y seguimos dejando que se dore todo.

6. Mientras, ya habrá pasado el tiempo de cocción del brécol, con lo que lo retiraremos de la cacerola escurriendo bien el agua de la cocción.

7. Tras escurrirlo, añadiremos el brécol al resto de los ingredientes de la sartén, y removeremos. Sazonamos con la pimienta y seguimos removiendo todo durante un minuto aprox. para que se emulsionen los sabores.

8. Retiramos la sartén del fuego y, con la ayuda de una cuchara, esparcimos el relleno sobre la masa de hojaldre, teniendo cuidado de no sobrepasar el borde que hemos hecho con el cuchillo. Vamos, lo dicho, que va a quedar tal cual un cuadro enmarcado.

9. Repartimos los tacos de gorgonzola por toda la masa… y llega el momento de introducir nuestra galette en el horno. El tiempo de cocción variará según el tipo de horno. En la receta que he buscado indicaba de 25-30 minutos a 200ºC, en mi caso ha sido suficiente con 25. Para evitar desgracias y estropicios, os aconsejo ir echando un ojo al horno y retirar la galette cuando comprobemos que la masa está dorada.

10. Tras retirarla del horno esparcimos los piñones y ya está!! A degustarla templadita, que es como mejor sabe!!

 

Galette 2

¿Te gusta la cocina francesa?

              

Bon appetit!!

Si este post te ha gustado, quizá te interese...

5 thoughts on “Galette de brécol, bacon y gorgonzola

  1. Martiña aunque llevo unos días sin comentar no puedo pasar por alto la receta ,de algo tan sencillo acabas de hacer una cena de lujo !!!
    Ufff en cuanto a poner o no el nombre de la persona es un poco complicado sabes que aquí todo el mundo está atento a todo y no se escapa ni una..si es algo que nunca hemos visto o probado yo pondría el nombre del blog pero si es algo muy típico creo que no hace falta ya que cada una de nosotras le damos nuestro toque particular
    No vemos el jueves !!!

  2. Hola Travi!! Te he descubierto hoy, vengo desde el blog de El Pastelito Valiente. Estoy de acuerdo totalmente contigo, aquí venimos a que nos copien mucho, que es lo que más satisfacción da. Así que me llevo esta receta para mis pendientes si no te importa, que vaya pinta que tiene, madre mía. Me quedo en un cocina que me parece estupenda. Un besote!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *