Barritas de limón (lemon bars USA)

La entrada de hoy me sirve para dos cosas: traeros otra idea para preparar en vuestros dulces navideños, y también para celebrar mi cumpleaños como se merece: con algo de azúcar a la vida. Pues sí queridos, ayer la que os escribe cumplió 32. Madre mía, cómo pasa el tiempo. Me gustaría poder decir que son 23, por eso de que los 20 son para mí, la mejor etapa de la vida: los empiezas teniendo libertad de horarios total, disfrutando de una independencia pagada, sueles encontrar tu primer trabajillo, con lo que también empiezas a ganar tus primeros sueldos con los que comprar aquello que se te antoja. En fin, que disfrutas de los privilegios de la edad adulta sin tener todavía encima las responsabilidades que también lleva parejas. A los 30 todavía no les he cogido el tranquillo. Sólo llevo unos 3 años con ellos, pero me suenan a facturas, hipoteca, trabajo y primeros achaquillos… Quizá lo que necesite es llegar a los 40 para verlos con el prisma nostálgico a través del que ahora veo los 20…

Pero no quiero que penséis que aquí la menda no ha cogido su nueva edad con ganas. Los he recibido con algún que otro propósito en mente y con buenos regalos y deseos de todos los que me rodean. La mayoría de esos presentes, como no podía ser de otro modo, culinarios, como el famoso procesador de alimentos que a principios de mes ofertaban en el Lidl y que ya ocupa otro hueco en mi apretada cocina. Y también un libro de lo más interesante, La enciclopedia de los sabores, acerca de la mezcla y fusión de los sabores, una buena forma, como dice la autora del libro, de empezar a inspirarse naturalmente, más que buscar inspiración en las recetas de otros.

Y los propósitos, que no son más que pequeños regalos del pensamiento, han llevado a esta que os escribe a ponerse a dieta para perder esos kilos que las buenas costumbres han aportado a mi cuerpecillo, y también esperan que los 32 le traigan además, trabajo y alguna que otra cosa que lleva buscando hace ya un tiempo pero que está resultando más difícil de lo deseado… Para soplar las velas y pedir todos estos deseos, hemos preparado un postre muy típico americano, las lemon bars, que va perfecto para estas fiestas por eso de servirse en pequeños bocados rectangulares, pero que también los podéis preparar en cualquier momento del año sin problemas, por resultar un perfecto acompañamiento de té o café en las meriendas.

Lemon bars 1

Para decorarlos os he puestos dos opciones: la primera, con azúcar glass espolvoreado, que es la clásica utilizada por los americanos; y la segunda, con dibujos realizados con merengue suízo en manga pastelera, estos últimos resultan menos dulces, pero a mí me gustaron más.

 

Comentaros además, que siempre que os animéis a preparar una receta americana o inglesa, lo recomendable es tenes un juego de cucharas y tazas medidoras como el que veis en la fotografía. Ya sabéis que los anglosajones son algo especiales en eso de las medidas, y para ellos los gramos, milímetros o kilos no existen. En cocina casi todo se mide en cups o tazas o en spoons o cucharadas. Y como cada taza o cuchara que tengamos en casa puede ser diferente, este tipo de utensilios tienen la medida standar a la que se refieren los anglosajones con esas medidas.Vasos medidores

INGREDIENTES:

Para la base:

– 1 taza de mantequilla blanda
– 1/2 taza de azúcar blanco
– 1 y 1/2  tazas de harina
– 1/2 taza de piñones

Para la crema de limón:

– El zumo de 2 limones
– La ralladura de 1 limón
– 1/4 de taza de azúcar blanco
– 4 c.s. de harina
– 2 huevos tamaño XL

Decorar con azúcar glass o merengue suízo

PREPARACIÓN:

1. Precalentamos el horno a 175 º C.

2. Trituramos los piñones hasta convertirlos en harina de piñón. En un bol, mezclamos la mantequilla reblandecida, la harina, la harina de piñones y el azúcar, amasando hasta que no se pegue en los dedos. En caso de que tras añadir toda la harina nuestra masa sigue pegajosa, añadiremos un poco más. Fijaos en el aspecto que debe tener finalmente en la fotografía.

3. Colocamos la masa de base en un molde rectangular de silicona, previamente engrasado con un poco de mantequilla. La extendemos bien hasta cubrir todo el molde, procurando que la base quede lo más uniforme posible.  Horneamos durante 15 minutos aproximadamente, sabiendo que estará lista cuando veamos que nuestra masa adquiere un tono dorado.  En ese momento retiramos el molde del horno, pero lo mantenemos encendido. Reservamos.

4. En otro bol, mezclamos el azúcar correspondiente a la crema de limón y las 4 cucharadas de harina. Incorporar los huevos uno a uno y el zumo de limón. Batimos hasta obtener una crema homogénea. Verter sobre la base anteriormente hecha y hornear durante 20 minutos más.

5. Retiramos del horno y dejamos enfriar antes de desmoldar. No os preocupéis si os parece que la crema esta blanda, porque ya veréis que cuando se enfríe coge más consistencia.

6. Cortamos la tarta en cuadrados de aproximadamente el mismo tamaño y, con ayuda de un tamizador, espolvoreamos la mitad de ellos con azúcar glass. OJO!! Es importante que cuando lo hagáis las barritas están ya totalmente frías, ya que con algo de temperatura lo que conseguiremos es que al poco tiempo el azúcar se disuelva y no nos quede nada sobre las barritas.

 

En el caso de que decidamos adornarlas con merengue suizo, necesitaréis prepararlo. Os dejo este enlace  donde podréis tener todas las indicaciones para prepararlo.Luego es recomendable disponer de una manga pastelera y de boquillas finas (Nº 3) para poder hacer las formas deseadas.

Lemon bars 3

Bon appetit!!

Si este post te ha gustado, quizá te interese...

7 thoughts on “Barritas de limón (lemon bars USA)

  1. me ha encantado la receta, y ahora mismo me voy a ver el enlace del merengue, muchísimas felicidades, aunque te diré queesa etapa de los 20 q cuentas, depende d la persona claro ta ejejej, q cada persona es un mundo…si yo te contara…esa fase me la salté :))), lo dicho y que cumplas muchos más

  2. Ains Travi que desconectados hemos estado!!! primero felicidades retrasadas… nos encantan los regalitos, ¡¡sobretodo el libro!! que nos lo hemos pedido para reyes jajajaja. Las barritas son una pasada pero ese viaje… MAS!!!

    Muchos besos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *